Animales Creado para el consumo Humano

escrito por Ana Fernanda Muñoz Otoya.

No solamente los animales que son usados como espectáculo son maltratados por los seres humanos. Muchas veces, los mismos animales que nos alimentan, y sobre los cuales consideramos no hay injusticias ni maltratos, sontratados de maneras tan crueles que hoy hay muchas organizaciones alrededor del mundo propendiendo por mejores condiciones de vida ellos.

Como es evidente, las haciendas, fincas y demás sitios en los que se crían animales para el consumo humano están enfocados a producir la mayor cantidad posible de leche, carne, huevos, a la mayor velocidad posible, y a los precios más reducidos. Así, para ahorrar espacio, vacas, gallinas, patos, pavos, terneros, cerdos son mantenidos en pequeñas cajas, o en espacios reducidos, en muchas ocasiones incapaces de darse la vuelta. No se les permite hacer ejercicio, y así la energía de sus cuerpos se utiliza básicamente en engordar, o en producir leche o huevos.

En los peores casos, los animales son alimentados con hormonas, con las cuales se logra que crezcan más rápido, y también son alterados genéticamente, para que su tamaño sea mayor, o para que produzcan más leche o huevos, mucho más de lo que la misma naturaleza alguna vez consideró apropiado. Muchas veces estas cajas o jaulas en los que se mantienen a los animales son el escenario perfecto para que se incuben enfermedades; por esta razón, en las grandes fincas productoras alimentan y fumigan (efectivamente, fumigan) a los animales con grandes cantidades de pesticidas y antibióticos, los cuales, evidentemente, pasan a sus cuerpos (no crean que simplemente se quedan entre las plumas, disfrutando de la vista), y así a las personas que comen los productos de ellos derivados.

Veamos cómo funcionan las cosas en algunas granjas avícolas: las gallinas y pollos son divididos en dos grupos: ponedoras y para carne. Las ponedoras son mantenidas en pequeñísimas jaulas, en las cuales comen, beben, defecan y ponen los huevos. Debido a la estrechez extrema en la que se encuentran las gallinas, son generalmente mantenidas en semi-oscuridad y sus picos son cortados con hierros calientes para evitar que se maten a picotazos entre ellas. No crean que la anestesia es habitual en estas condiciones. Y la piel sufre también, debido a la estrechez y al contacto permanente con los bordes de las jaulas y con los otros animales. Aproximadamente el 20% de las gallinas que han sido criadas bajo estas condiciones mueren de estrés o enfermedad. A la edad de un año o dos, declinan en la producción de huevos, debido a las malas condiciones en las que se encuentran, y así los animales son sacrificados. Aclaremos, generalmente las gallinas viven entre quince y veinte años.

Pollos para carne: para lograr que los animales se dediquen exclusivamente a comer, sus jaulas tienen luces permanentes, simulando luz del día. La edad promedio en la que son sacrificados es a las nueve semanas. En países como Estados Unidos, debido al gran uso de antibióticos y pesticidas, más del 60% de los pollos que llegan a los supermercados se encuentran infectados con la bacteria de salmonella (un tipo de bacteria que causa fiebre tifoidea y otras infecciones de origen intestinal; una de las formas de evitarla es cocinar muy bien los alimentos). Algunas fincas manipulan genéticamente a los animales que tienen para producir, con el fin de disminuir los costos de producción. Este tipo de actividades causa dolores extremos en las coyunturas de los animales y afecta los huesos, haciendo que el movimiento sea particularmente difícil. Aves que sufren deshidratación, enfermedades respiratorias, infecciones bacteriales, infartos, parálisis y otra serie de enfermedades han sido encontradas en el curso de varias investigaciones.


Este artículo lo he encontrado en una página de internet, la cual tambien mencionaban sobre el tema que trato en mi blog. Espero que os parezca interesante.


Un bsO!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada